Noticias: Comienzan las obras en el presbiterio de la Basílica

Roberto Jiménez - Tribuna de Salamanca

Las obras de la Basílica de Santa Teresa acaban de traspasar los límites que separan el presbiterio del ábside donde ya prácticamente han finalizado los trabajos restando solo la colocación de las placas de cobre que recubrirán el tejado. Anteriormente se había realizado el recrecimiento de las fábricas existentes hasta llegar a un nivel a partir del cual se dejo el espacio necesario para las vidrieras.


Ayer comenzaba la colocación de las piezas de madera en la zona del presbiterio. Un trabajo delicado ya que el peso aproximado de cada una de ellas es superior a los novecientos kilos y su colocación se realizaba a veinte metros de altura. Al mismo tiempo, operarios de la empresa la empresa de construcción y restauración CYM se centraban en la construcción del crucero, elemento arquitectónico que resolverá el encuentro entre la nave central y las transversales. Aquí se situará la cúpula más alta del templo alcanzando los veintinueve metros de altura.


Para colaborar con la construcción del templo existen diversos medios, mediante un ingreso bancario, entregando el donativo en mano, en la Casa de la Iglesia y haciendo a la Junta Pro Basílica Teresiana partícipe de una herencia, a través de su notaría. A este respecto D. Luis Rincón, ecónomo diocesano, declara en la web de la Basilica Teresiana que “las aportaciones económicas que se entreguen para la Basílica Teresiana pueden servir para desgravar en la Declaración sobre la renta, solicitando justificante en el Obispado”. A principios del mes de septiembre la Junta Pro Basílica Teresiana había recibido 912.798 euros en donativos de los que 51.869 han sido recibidos por transferencia.